Interactive Coloring

drag iconDrag any color from the left toolbar to an area or text in the page. A blue outline will indicate a droppable element.

drag iconOn mobile, wait a tiny bit until you drag the color drop.

Buceo en un Mundo de Mármol

Sobre el lago General Carrera y a unos 20 metros de navegación desde la localidad de Río Puerto Tranquilo se encuentra uno de los lugares más encantadores y particulares en cuanto a paisaje acuático se refiere: Las Catedrales de Mármol. Hasta allí nos dirigimos la primera semana de diciembre con la intención de investigar sobre la posibilidad de bucear y hacer algunas fotografías del lugar.

Texto: Marcos Ponce
Fotos: Sergio Massaro 

Desde la República Argentina y partiendo de Esquel en la provincia del Chubut recorrimos algunos km hasta la mítica Ruta 40 y comenzamos a adentrarnos en la estepa patagónica. Pasando por la pequeña localidad de Gobernador Costa, nos desviamos ya por ruta de ripio hasta la localidad de Río Mayo; luego de un tramo de casi 80 km, llegamos al límite con la Provincia de Santa Cruz y ya en ella nuestro camino nos llevó a Perito Moreno y Los Antiguos. Esta última y famosa localidad, celebrada por sus dulces cerezas que pudimos probar, fue la última que visitamos antes de hacer cruce internacional a Chile Chico. Luego bordeando el imponente lago, por un poco más de una hora, llegamos a Puerto Tranquilo.
Cargamos con todo nuestro equipo de fotografía y de buceo ya que por la información que no pudimos encontrar operadores de buceo locales. Puerto Río Tranquilo es un cálido caserío en el que se pueden contratar todos los servicios que el viajero requiere: alojamiento, combustible, comida y por supuesto servicios de botes y tours hacia nuestro destino, lugareños que brindan un incipiente servicio personalizado y muy recomendable.

C1-catedrales-Marmol-extra

Desde la superficie, las Capillas de Mármol son un espectáculo, tanto por sus formas como por el contraste que hacen con las aguas color esmeralda del General Carrera. Foto de Francisco Ibarra

Patagonia Subacuática
Era poca la información con la que contábamos respecto del buceo en el lugar. Una vez en Tranquilo vimos que no hay antecedentes registrados de la realización de buceo deportivo en el lugar, mucho menos fotografía subacuática del mismo. Existe en la memoria local un grupo de buzos que realizó seguridad para una producción extranjera de una conocida bebida energizante que grabó un corto publicitario en aguas del lago. Así que con un poco de sentimiento de pioneros ante lo que íbamos a realizar, comenzamos con los preparativos.
Alojados ya en una cálida cabaña de madera a orillas del lago y luego de requerir las autorizaciones respectivas en la Capitanía de Puerto, contratamos el servicio de embarcación que nos llevaría hacia nuestro esperado destino y realizamos la planificación del buceo.
La zona en la que se encuentra enclavado el Lago General Carrera es la característica Patagonia chilena: como marco la cordillera de los Andes que da paso a paisajes de estepa que se mezclan con bosques cordilleranos y pequeños ríos y arroyos que atraviesan el camino de manera permanente, lo que hacen de la zona un paisaje soñado. En diciembre la masiva floración de la retama amarilla y roja le da al poblado un color incomparable.
El Lago que desagua en el Océano Pacífico a través del río Baker se encuentra a algo más de 200 msnm. El origen glaciar de sus aguas, conjugado con el estado casi intacto por la mano del hombre nos promete una claridad en el agua y una transparencia que auguran no menos de 20 metros de visibilidad.

C1-Marmol-Ultima

La base de los inmensos peñones se va afinando producto de la erosión, tallando formas que parecen hongos gigantes de piedra.

El ingrávido mundo
El día elegido amaneció despejado y cálido, lo que nos anticipaba una excelente inmersión ya que el sol anunciaba que nos iba a acompañar toda la jornada.
Es indescriptible la sensación que produce el acercarse por primera vez a las Catedrales desde el agua. La claridad de líquido elemento permite que nuestra vista se pierda en la profundidad buscando el final del blanco mármol. El paso de la superficie al ingrávido mundo acuático nos deparaba muchas sorpresas: un paisaje pocas veces visto en inmersiones en lagos o mar abierto. Las formaciones de mármol que se perciben con formas de cuevas o cavernas en superficie continúan hacia abajo, y se convierte por momentos en pasajes entre dos paredes, pequeños remansos y algún que otro corto túnel a superar.
La profundidad máxima alcanzada fueron los 18 metros donde el lago presenta ya las características propias de los lagos del sur y son cada vez más esporádicas las formaciones de mármol, pero las zonas más espectaculares rondaron siempre los 3/6 metros. Como la temperatura del agua rondó siempre los 12 grados, a esa profundidad se pudo prolongar las inmersiones a casi una hora y prestar especial dedicación a la toma de fotografías con el resultado que hoy se comparte.

Estudio en Mármol
Se hace referencia de manera genérica a las “Catedrales de Mármol” pero a poco de andado el lugar vemos que los lugareños diferencian la Catedral de Mármol, La Capilla y las Cuevas de Mármol, según el tamaño de las mismas. Desde el agua, todas reúnen las mismas características. Al tratarse de formaciones minerales de carbonato de calcio, la erosión producto del viento y del agua le han dado las formas de cuevas y cavernas tan características que permiten, cuando el nivel del lago está bajo, adentrarse en las formaciones con pequeñas embarcaciones para apreciar los tonos azul celestes de que se tiñen en superficie. Bajo el agua y producto de las distintos modos en que han sido erosionadas las superficies expuestas podemos encontrar texturas que van desde una suavidad del mármol muy comparable al producido por la mejor pulidora industrial hasta lugares donde por, vaya a saber por qué capricho de la naturaleza, el mármol se presenta con incontables “pozos” que hacen una superficie muy corrugada.
El blanco del material domina hasta donde la vista nos permite llegar, salvo en algunos sectores donde se encuentran cortes de láminas de piedra incrustadas dentro del mismo mármol. Sin dudas, un paraíso para los amantes de la evolución de la Tierra.

00FotoSumario

El cementerio de Puerto Río Tranquilo. Foto de Francisco Ibarra

El buceo se inicia desde embarcaciones, lo que nos permite aproximarnos a las formaciones de mineral. A una escasa profundidad es posible bucear en túneles o callejones donde sus paredes y fondo son totalmente de mármol. Algunos de ellos desembocan en cuevas de escasa altura donde es posible salir a superficie, retirarse el regulador para apreciar el encanto de las catedrales desde adentro.
Dada la textura del material mineral, en este entorno la vegetación acuática es muy escasa, recobrando las características a la que los lagos patagónicos nos tienen acostumbrados a los 15 a 18 metros de profundidad según el lugar, donde comenzamos a notar la presencia de limo, y algunas especies verdes típicas. Luego de casi una hora en el agua, llegó el momento de volver a la embarcación para hacer un pequeño recorrido en superficie por el lugar y regresar a la cabaña.

Segundo día
Con 25 minutos de navegación ya con un poco más de viento que la ida y con las memorias de las cámaras y las retinas llenas de imagines increíbles volvimos a nuestra cabaña a cumplir con el descanso merecido.
El segundo día y ya habiendo calmado el día anterior la ansiedad propia de quien llega a un lugar tan particular por primera vez, nos permitió continuar con la sesión de fotos y recorrer en una profundidad similar al día anterior otro sector del lugar con iguales resultados. El buceo fue igual de placentero con una profundidad máxima de 15 metros y con la temperatura del agua muy similar al día anterior. Por las características del lecho en esta zona no se pudo apreciar la presencia de peces de ningún tipo, solo una huidiza trucha de mediano tamaño.
Las formaciones de mármol más atractivas a la vista, cavernas y túneles se encuentran casi a nivel superficial y hasta los 15/18 metros, más allá de eso el paisaje comienza a ser dominado por el limo y tierra, encontrando en el límite de los 18 metros, verdes plantas típicas de los lagos de cordillera y la visibilidad, gracias a la claridad del agua sigue siendo de hasta 20 metros de azul ante nuestra vista.
Cabe destacar que ambas inmersiones se efectuaron con aire comprimido y trajes del tipo semi secos ya que el tipo de buceo, profundidad, altura del lago sobre el nivel del mar, tiempo de duración y temperatura del agua así lo permitió.
Concluida la segunda inmersión, regresamos al pueblo a ordenar todos los equipos, alimentarnos y descansar para la partida el día siguiente, dejando a nuestras espaldas un lugar maravilloso que todavía tiene bajo la superficie muchas cosas por descubrir.

C1-Portadilla-Marmol

Túneles, cuevas, cañadones y pequeños pasadizos, caracterizan el paisaje del fondo de este mundo de mármol.


 

El Grupo
Mariana González: Guía de buceo
Sergio Massaro: Fotografo, Instructor de buceo.
Marcos Ponce: Buzo deportivo CMAS 3* residente en Esquel (Chubut), Patagonia Argentina

Geología del Carrera
Se conoce con el nombre de Catedral o Capilla del Mármol a una serie de cavernas labradas en la roca en una península de la ribera del Lago General Carrera en su parte Suroeste labradas en mármoles pertenecientes al Paleozoico superior. La formación de las cavernas es un fenómeno más reciente, post-glacial, (menos de 15 mil años), generado por la disolución diferencial de los mármoles por el agua del Lago General Carrera (Fuente: www.sociedadgeologica.cl)

A %d blogueros les gusta esto: