Consejo Experto: La mochila de viaje, un eterno desafío




Al ser la persona más indecisa del mundo siempre empiezo a poner, sacar, poner sacar, poner, poner, poner. Incluso hasta el segundo antes de salir al aeropuerto termino agarrando lo que nunca había tenido considerado. Por esto mismo es que en esta ocasión daré algunas recomendaciones personales sobre cómo prepararse en este tema para un viaje.

Por  Teresa Abumohor

 ¿Cuál es la correcta?

-Elijan una mochila relativamente grande, ojalá sobre los 65 litros, ya que no importa que sobre espacio en la mochila, lo malo está en cuando falta.

-Buscar telas y material resistentes a la abrasividad y al clima.

-Fíjense en el peso de la mochila vacía, ¡que sea liviana! ya que todo peso es extra (lo mejor es menos de 4 kilos). Una buena opción es que tenga un cierra al medio, tipo bolso ya que así es más fácil sacar las cosas.

-Bolsillos laterales: Busquen una mochila con varios bolsillos laterales y que uno de éstos sea para portar una botella con agua.

-Lo más importante es que su mochila sea absolutamente cómoda, que posea ventilaciones, que nada moleste en la espalda y puedan caminar  largas horas con ella.

Recuerden que esta mochila, más que un artículo, será su compañera de viaje, ya que los acompañará durante toda su aventura, ya sean semanas o meses, pon ende hay que llevar solo lo esencial y necesario. Generalmente cuando viajo a países en Latinoamérica mi mochila no pesa más de 10 kilos.

SONY DSC

Qué sí y qué no

Específicamente en viajes de mochileo creo que siempre hay un mínimo de ropa y cosas que hay que llevar, independiente del tiempo que viajaremos. Aquí va una lista de mis recomendaciones generales:

– Poleras  y camisas: no lleven miles solo porque los colores son lindos, lleven las más cómodas para toda ocasión, por ejemplo: un par de musculosas lindas o de tiritas deportivas, camisa manga larga (muy útiles para lugares con selva y mosquitos), una primera capa para el frío, una manga corta, ¡pero no demasiadas!, ya que sumando y sumando  hacen varios kilos. Yo casi siempre termino usando 2 o 3 poleras  y una camisa en todo el viaje y las voy lavando.

-Pantalones: con un short, un pantalón largo, uno de trekking desmontable y una primera capa.

-Calzado: un par de buenos bototos para la guerra, unas chalas para la ducha y un par de zapatillas (ojalá técnicas) cómodas que no pesen mucho y sean de secado rápido.

-Chaqueta: dependiendo al lugar donde vayan hay que llevar menos o más abrigo. En mi caso que soy friolenta, da lo mismo donde vaya siempre llevo un micro polar, un cortaviento o tercera capa resistente al agua y si hay mucho frío mi parka de pluma (es la mejor opción para el frío ya que pesan muy poco, son muy calentitas, hacen poco bulto y encima se puede poner la tercera capa arriba de estas por si llueve).

-Ropa interior: 4 pares de calcetines (de distintos largos y ojalá técnicos para que no hagan heridas al caminar). Para las mujeres: llevar 2 petos deportivos y un sostén cómodo, uno o dos bikinis, 5 o más calzones (se van lavando. Lo ideal es que sean de secado rápido). Para los hombres 5 calzoncillos cómodos y que no raspen al caminar.

-Anafe y cocinilla: a mí que me encanta la cocina siempre llevo conmigo estos artículos, además que es una muy buena manera de ahorrar dinero sin tener que pasar hambre y comer bien.

-Pequeño saco de dormir o saco-sábana: siempre es bueno andar trayendo, ya que si viajamos con un presupuesto apretado nunca se sabe donde dormiremos ¡o quién y cómo ha dormido ahí antes!

-Camping: siempre viajo con una mini carpa (no pesa más de 1 kilo) de emergencias, que son para 2 personas, casi de juguete que se compran en las grandes tiendas de artículos del hogar, pero es opcional de cada persona llevarla o no.

Lo que hago siempre, aunque no es lo mejor ni lo recomendable para la correcta distribución del peso y espacio, pero muy útil en temas prácticos, es poner toda la ropa separada en distintas bolsas plásticas herméticas, así llevo mi mochila más ordenada.

Siempre es importante también  llevar una mochila de mano, esta tiene un tamaño más pequeño (máximo 30 litros y mínimo 15l). Dentro de esta siempre es recomendable llevar:

-Cámara de fotos es algo que no puede faltar. Cargador, adaptador de energía y de enchufe si es necesario.

-Linterna: nunca se sabe cuando una cueva estará en tu camino o te caiga la noche encima de imprevisto.

-Botiquín: ¡siempre es esencial! Aunque crean que no lo usarán. Dotarlo con artículos de primeros auxilios como gasa, parche curita, alguna crema antibiótica, yodo, suero, agujas e hilo, termómetro, remedios varios (averiguar siempre las enfermedades, virus y bacterias típicas del lugar). Aunque no lo vayan a usar, es mejor prevenir que lamentar.

Anteojos, gorros y protector solar: en caso de están en un país con mucho sol, ya que al final del día es cuando se dan cuenta que se insolaron y se quemaron los ojos. Detalles como este pueden arruinar por completo un viaje.

-Libretita pequeña para anotar todo: los gastos, teléfonos de contacto, correos,  direcciones, nombres, precios, lugares, etc.

 

Cinturón

Muy importante a considerar es el cinturón de la mochila (lo que se engancha a tu cintura), que quede cómodo y bien posicionado, ya que este hace que el peso de la mochila se distribuya en las piernas y cintura, pero no en la espalda.

 

Distribución del peso

– Cosas livianas: de preferencia deben ir al fondo de nuestra mochila ( saco de dormir, ropa interior, poleras).

– Cosas de peso medio: de preferencia abajo pegadas en la espalda (zapatillas, anafe, cocinilla, pantalones).

– Cosas pesadas: deben ir de preferencia adheridos a nuestra espalda (bototos)

– Cabecera: aquí debe ir lo que va a mano ( linterna, cortaplumas, botiquín, libreta, etc)

Distribucion peso mochila

Sobre la autora:  Teresa Abumohor. Técnico en Ecoturismo de la Universidad Andrés Bello, ha viajado sola desde los 18 años, durante meses, por países como Perú, Bolivia, Colombia, Venezuela, Brasil, Uruguay, Jamaica, Kenya, todo Centroamerica y varias islas de las Antillas Menores.

Publicaciones relacionadas




Turismo

Vivir de la aventura

¿Cómo sería dedicar tu vida a la aventura y a la exploración del mundo? Tere Abumohor nos cuenta como hizo…